Resfriados y Gripas: algunas medidas para esquivar estas molestas enfermedades

resfriados-y-gripas--algunas-medidas-para-esquivar-estas-molestas-enfermedades
Comparte

El resfriado común y la gripa se presentan como consecuencia de infecciones virales del tracto respiratorio, incluyendo garganta, nariz, árbol respiratorio y pulmones.


Parecen dos términos iguales, pero designan dos condiciones diferentes.

Primero, los virus. Hay más de 200 virus diferentes capaces de provocar resfriado, mientras que no hay tantos virus que provoquen gripa, al punto que los que provocan gripa suelen ser denominados por los científicos como “influenza” o “parainfluenza”.

Segundo, los síntomas varían. En un resfriado, los síntomas se desarrollan lentamente y pueden incluir fiebre de hasta 38 °C, congestión y goteo nasal, dolor de garganta y de cabeza, tos, estornudos, fatiga, dolores musculares. Estos síntomas, aunque molestos, son menos fuertes que aquellos manifiestos en una gripa, porque la fiebre suele ser más alta, los síntomas duran más de tres días, existen problemas para respirar, puede haber dolor de oídos, y son señales de mucha preocupación cambios en el estado mental, empeoramiento de otras afecciones (especialmente en adultos mayores o ancianos, como diabetes o cardiopatías), vómito, o incluso dolor abdominal.

Tercero, la forma de cuidado. Los resfriados se pueden manejar en casa con descanso, hidratación, evitando fumar o consumir alcohol, y quizá su médico le recete medicamentos para bajar la fiebre mientras el cuerpo se repone. El tratamiento de una gripa puede ser tan diferente que implique hospitalización y cuidado médico intensivo.

¿Se pueden evitar los resfriados o la gripe?

Si, mediante algunas medidas sencillas tales como tener una alimentación saludable, hacer ejercicio y dormir lo suficiente (no más, no menos). El secreto de estas medidas es que estimulan el sistema inmune del cuerpo humano, fortaleciéndolo y haciéndolo menos propenso a la infección de los virus respiratorios. Otras medidas son lavarse las manos con frecuencia, toser y estornudar en la parte interna del codo, limpiar superficies (tales como la mesa o el escritorio, pomos de puertas, cuartos de baño, tec.).

Una tercera medida es recibir la vacuna contra la gripe, la cual está recomendada siempre que ésta se encuentre disponible en su servicio de salud, y bajo la indicación y orientación de su médico.

Véase también:

Fuentes

  1. Informes Organización Mundial de la Salud.
  2. http://www.who.int/mediacentre/factsheets/fs211/es/index.html
  3. http://www.engenderhealth.org/files/pubs/qi/ip/ip-ref-sp-02.pdf
Recomiendanos
Al día en salud no sugiere diagnósticos o tratamientos médicos.
© 2022 al día en salud. Todos los derechos reservados.