Hipertensión arterial

hipertension-arterial
Comparte

Un informe de la Organización Mundial de la Salud (OMS) confirma que la hipertensión arterial (HTA) es la primera causa de muerte en el mundo, con una prevalencia promedio de 25% y un total de mil millones de hipertensos, cifra que se incrementará en 20 años en más del 50%.

Las enfermedades cardiovasculares representan el 31% de las causas de mortalidad estimada y se constituyen en una de las principales causas de muerte prematura en adultos en la Región de las Américas. 

Desde el punto de vista regional se estima que la HTA tiene una prevalencia en América Latina y el Caribe que oscila entre el 8% y el 30%.

El costo para el tratamiento de esta enfermedad es elevado y en países como los Estados Unidos, donde afecta a más de 50 millones de personas, representa un gasto de 31,7 billones de dólares anuales.
 
La OMS estima que para el año 2025 cerca de 1.560 millones de adultos (correspondiente a un valor aproximado al 40% de la población mundial) sufrirán de hipertensión y tendrán un riesgo elevado de presentar un accidente cerebro-vascular, o una enfermedad del corazón, fallas del riñón y a otros problemas de salud sin que muchos de ellos lo sepan, ya que se trata de una enfermedad habitualmente silenciosa que suele diagnosticarse de manera tardía.

En Latinoamérica la población debidamente controlada es cercana al 12%. Los gastos que genera esta enfermedad son muy altos y sigue siendo la causa del 62% de los accidentes vasculares cerebrales y del 48 % de los infartos agudos del miocardio.

En naciones como Colombia las enfermedades cardiovasculares (dentro de las que se encuentra la hipertensión) constituyen la primera causa de muerte en mujeres y la segunda en hombres e igualmente es la primera  entre las personas de 45 a 64 años de edad. En Estados Unidos más de una cuarta parte de la población tiene HTA

Según el Dr. Efraín Gómez, medico cardiólogo, perteneciente a la Unidad de Cuidados Intensivos de la Clínica Shaio de Bogotá, el estilo de vida actual, el sedentarismo, dieta rica en sal, grasas saturadas, el consumo de alcohol y tabaco, son razones de peso para evidenciar este aumento de la carga de morbilidad.

Opciones de manejo

Si usted entra en la categoría de paciente hipertenso debe tomárselo muy en serio y procurar realizar hábitos saludables y cambios en su estilo de vida. Esto incluye, mantener en peso adecuado para la talla y edad, realizar ejercicio físico de manera regular, reducir la ingesta de sal y grasas saturadas y disminuir o eliminar el consumo de alcohol.

En la actualidad existe una amplia gama de antihipertensivos de gran eficacia y seguridad
, que el médico tratante elegirá, de acuerdo al perfil de cada paciente, teniendo en cuenta la edad, raza, severidad de la enfermedad, daño orgánico, coexistencia con otras enfermedades, estado nutritivo y tipo de trabajo o actividad física.

Un buen programa de ejercicios aeróbicos también ayuda a fortalecer el corazón, a disminuir el peso y controlar la tensión arterial. Los ejercicios más recomendados son aquellos que distraen y hacen que el organismo se oxigene y consuma calorías de forma continua, como el baile, ciclismo y natación.

Véase también:


Fuentes consultadas:

Memorias XXVI Congreso Argentino de Cardiología – FAC 2007- 24 a 26 de mayo de 2007, Mendoza, Argentina
Colegio Médico de Chile http://www.colegiomedico.cl/
OPS Proyecto: Atención Farmacéutica de pacientes con hipertensión arterial en las Farmacias (AF/HTA)
Patrocinador: Foro Farmacéutico de las Américas y OPS/OMS

Recomiendanos
Al día en salud no sugiere diagnósticos o tratamientos médicos.
© 2022 al día en salud. Todos los derechos reservados.