impetigo-mobile.png
Piel

Conoce todo sobre

Impetigo

Comparte

El impétigo es la infección bacteriana de piel más frecuente en la población infantil alrededor del mundo. Se presenta con mayor frecuencia entre los dos y los seis años de edad, especialmente en regiones con clima cálido y húmedo.

Causas y tratamiento

Causas

El impétigo se produce como consecuencia de la infección de lesiones previas de la piel por el estafilococo dorado o por el estreptococo beta hemolítico del grupo A.

Entre los factores de riesgo se encuentran:

  • Raspaduras o arañazos.
  • Picaduras de insecto.
  • Infecciones por hongos.
  • Infestación de piojos.
  • Exposición a clima seco y húmedo.
  • Condiciones inadecuadas de higiene.
  • Servicios públicos inadecuados.
  • Hacinamiento.


Ver menos
Ver más

Síntomas

El impétigo se caracteriza por la aparición de lesiones dermatológicas, planas o ligeramente elevadas de color rojizo, que evolucionan en dos a tres semanas a vesículas (vejigas llenas de líquido claro) y posteriormente a pústulas (vejigas llenas de pus).

Al romperse las pústulas, se presenta la salida del material infeccioso contenido en ellas y se genera la formación de costras delgadas de color miel, que son altamente contagiosas y generan la transmisión de la enfermedad a otras áreas de piel.

La ectima gangrenosa es una variedad de impétigo que se extiende al interior de la piel y conduce a la inflamación de los vasos sanguíneos, pudiendo convertirse en una infección generalizada en pacientes con enfermedades generales graves o trastornos del sistema inmunológico.

Las lesiones que se observan en la fase inicial de la ectima gangrenosa benigna son pequeñas vesículas que erosionan las capas más profundas de la piel  y se transforman posteriormente en úlceras cubiertas por una costra gruesa de color negro,  característica de la enfermedad.


Ver menos
Ver más

Tratamiento

El tratamiento del impétigo en recién nacidos incluye la implementación de medidas generales de higiene (lavado, remoción de las costras y lubricación) y la administración de antibiótico por vía oral, dada la posibilidad de desarrollar una infección generalizada.

En niños mayores y en adultos con impétigo superficial, se recomienda el uso de antibióticos tópicos (mupirocina, ácido fusídico) y las medidas generales de higiene descritas anteriormente.

En los casos en que no es posible controlar la difusión de la enfermedad a toda la piel o a otras áreas del organismo, puede ser necesario, utilizar antibióticos por vía oral o inyectable.


Ver menos
Ver más

Prevención

Entre las estrategias utilizadas para la prevención del impétigo, se incluyen:

  • Medidas generales de aseo (baño diario con agua y jabón).
  • Aislamiento de los pacientes infectados.
  • Suplemento con zinc a mujeres gestantes con riesgo potencial de desnutrición.
  • Mejoramiento de las condiciones sanitarias en áreas de riesgo.


Ver menos
Ver más

Bibliografía

Referencias

  1. Vinh D, Embil J. Rapidly progressive soft tissue infections. The Lancet. 2005; 5: 501 – 13.
  2. Stulberg D, Penrod M, Blatny R. Common bacterial skin infections. Am Fam Phys. 2002; 66 (1): 119 – 24
  3. Allen C, Patel B, Endom E. Primary bacterial infections of the skin and soft tissues changes in epidemiolo and   management. Clin Ped Emerg Med. 2004; 5(4):  246 – 55
  4. Bhumbra N, McCullough S. Skin and subcutaneous infections. Prim Care: Clinics in Office practice. 2003; 30(1): 1 – 24.
  5. Couthino B. Impetigo. Essential Evidence Plus. 2012. Documento electrónico disponible en:
    https://www.essentialevidenceplus.com/content/eee/743
  6. Freeman M, Del Mar C. Impetigo. Best Practice. 2012. Documento electrónico disponible en:
    https://www.bestpractice.bmj.com/best-practice/monograph/476/basics.html

Ver menos
Ver más
Recomiendanos
Al día en salud no sugiere diagnósticos o tratamientos médicos.
© 2022 al día en salud. Todos los derechos reservados.