Datos sobre vacunación

datos-sobre-vacunacion
Comparte

Las vacunas son uno de los mayores avances científicos desarrollados durante el último siglo y han permitido a los seres humanos y a los animales defenderse contra muchas enfermedades que anteriormente eran causantes de epidemias y un número indeterminado de muertes en todo el planeta.

¿A qué edad debe empezar el proceso de vacunación?

La mayoría de las vacunas deben empezar a administrarse a los 2 meses de vida, la triple vírica a los 12 meses y sólo algunas como la del papilomavirus debe ser aplicada entre los 11-14 años.

En el caso de los niños menores de un año es obligatoria la aplicación de las vacunas DTP -que los inmuniza contra la difteria, el tétanos y la tos ferina-, la BCG -que se aplica al nacer y  los protege contra la tuberculosis-, la  Polio -que se aplica por vía oral- y las vacunas antineumocócicas -que son opcionales para cuando hay epidemias de neumococos-.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha liderado una exitosa campaña con los gobiernos de todos los países para la aplicación de las tres dosis recomendadas de la DPT, alcanzando un cubrimiento del  83% de la población infantil mundial durante el 2011, según fue publicado por Morbidity and Mortality Weekly Reporty en el Parte Epidemiológico Semanal de la OMS (Weekly Epidemiological Record - Relevé épidémiologique hebdomadaire).

Estos resultados muestran un avance sostenido respecto a años anteriores desde que la Organización estableció hace 4 décadas el Programa Ampliado de Inmunización, cuando los niños vacunados contra esas tres enfermedades mortales representaban menos del 5 por ciento de la población infantil mundial.

Para alcanzar la meta del 100 por ciento de cobertura las autoridades sanitarias están centrando sus esfuerzos en la India, Nigeria e Indonesia, que son los países donde está la mayor parte de los 22 millones de niños  que no recibieron las tres vacunaciones básicas en su primer año de vida.

Durante la última Asamblea Anual de Ministros de Salud, promovida por la OMS, se acordó llevar a cabo un plan de acción que permitirá garantizar antes de 2020 a todas las comunidades un acceso más equitativo a las vacunas existentes, previniendo así millones de muertes.

Esta estrategia de cobertura tiene como objetivo fortalecer la inmunización sistemática, acelerar el control de las enfermedades prevenibles, introducir nuevas vacunas, mejorar las existentes y estimular la investigación y el desarrollo de tecnologías para la próxima generación de vacunas.

La OMS calcula que cada año nacen 130 millones de niños y con el plan de vacunación que se desarrolla actualmente se están salvando alrededor de 2 a 3 millones de infantes al año, los cuales de otra forma estarían siendo víctimas de enfermedades como difteria, el tétanos, la tos ferina, el sarampión, la poliomielitis y otras que hoy en día son prevenibles.

El plan de vacunación hace parte del fortalecimiento de los servicios de inmunización sistemática, que fue aprobado como estrategia para alcanzar el cuarto Objetivo de Desarrollo del Milenio de la OMS, que consiste en reducir para el 2015 en dos terceras partes la mortalidad de los menores de 5 años, en comparación con las cifras de 1990.

Teniendo en cuenta los avances científicos alcanzados cada vez resulta más importante vacunar a los niños para prevenir ciertas enfermedades infecciosas y para que el organismo esté preparado para defenderse de ellas.

Con las vacunas se ha conseguido erradicar infecciones como la viruela, se está a punto de erradicar la poliomielitis y cada vez se reportan menos casos de rubeola, meningococo C,  tétanos o paperas.

Los resultados obtenidos con las vacunas indican que en el caso de aquellas que llevan más tiempo administrándose como la poliomielitis, sarampión, rubéola, hepatitis B, etc., cuando se administran en las dosis correctas, protegen de por vida.

Otras vacunas como la de gripe, tétanos y tos ferina necesitan dosis adicionales para mantener la protección y aquellas que llevan menos tiempo empleándose para enfermedades como varicela, papilomavirus, rotavirus o hepatitis A, aun no se sabe cuánta será su duración, aunque los registros de quienes han sido vacunados indican que siguen protegidos adecuadamente.

Véase también:

Fuentes consultadas:

  1. OMS http://www.who.int/mediacentre/news/notes/2012/vaccination_20121101/es/index.html
  2. Médicos sin fronteras http://www.msf.es/noticia/2012/nueva-estrategia-mundial-sobre-vacunas-pasa-por-alto-vacios-basicos-en-inmunizacion
  3. ABC Salud http://www.abc.es/salud/noticias/por-importante-vacunar-ninos-13209.html

Recomiendanos
Al día en salud no sugiere diagnósticos o tratamientos médicos.
© 2022 al día en salud. Todos los derechos reservados.