blefaritis-mobile.png
Visión

Conoce todo sobre

Blefaritis

Comparte

La blefaritis es una condición inflamatoria que compromete los párpados y sus anexos, incluyendo la piel, las pestañas y las glándulas sebáceas, también conocidas como glándulas de Meibomio. En la mayor parte de los casos, es un proceso crónico con agudizaciones intermitentes, que se presenta más comúnmente de forma bilateral. No se han evidenciado diferencias significativas en cuanto a la frecuencia de blefaritis en hombres y mujeres, siendo más frecuente después de los cincuenta años de edad, especialmente en personas con ojo seco.

Causas y tratamiento

Causas

Entre los factores predisponentes se encuentran:

Independiente del mecanismo desencadenante, los cuadros de blefaritis anterior, se desarrollan a partir de tres mecanismos:

  • Infección bacteriana directa.
  • Respuesta inflamatoria frente a las sustancias tóxicas producidas por las bacterias.
  • Respuesta de hipersensibilidad retardada (una especie de respuesta alérgica).

En contraste, la blefaritis posterior implica el daño de las glándulas de Meibomio y la alteración en la secreción que producen, generando un ambiente propicio para el desarrollo de infección.


Ver menos
Ver más

Signos y síntomas

El cuadro típico de blefaritis está conformado por:

  • Sensación de ardor ocular.
  • Prurito (rasquiña)
  • Edema y enrojecimiento del borde del párpado.
  • Irritación conjuntival.

Otras quejas frecuentes son sensación de cuerpo extraño, resequedad ocular, lagrimeo persistente, descamación y formación de costras en el reborde palpebral, intolerancia a los estímulos lumínicos y en casos avanzados, disminución de agudeza visual.


Ver menos
Ver más

Tratamiento

El tratamiento incluye las siguientes medidas:

  • Higiene palpebral (limpieza, remoción de secreciones y costras e hidratación mediante el uso de productos especiales).
  • Identificación y tratamiento de la enfermedad de base.
  • Lubricación permanente con lágrimas artificiales.
  • Aplicación local de antibióticos prescritos por el médico, en los casos que no responden en forma adecuada a las medidas anteriores.
  • Utilización de corticoides tópicos en la fase inflamatoria aguda, en casos severos.


Ver menos
Ver más

Prevención

La prevención se fundamenta en:

  • Medidas de higiene ocular (compresas con agua tibia, retiro de secreciones o material extraño mediante copitos de algodón, lubricación permanente).
  • Identificación temprana de los síntomas y consulta oportuna al especialista.
  • Uso de lubricantes en caso de resequedad ocular.


Ver menos
Ver más

Bibliografía

1. Diaz V, Witt D, Blepharitis. Essential Evidence Plus. 2012. Documento electrónico disponible en: https://www.essentialevidenceplus.com/content/eee/523
2. Wu E. Akpek E. Blepharitis. Best Practice. 2012. Documento electrónico disponible en: https://www.bestpractice.bmj.com/best-practice/monograph/574/basics.html


Ver menos
Ver más
Recomiendanos
Al día en salud no sugiere diagnósticos o tratamientos médicos.
© 2022 al día en salud. Todos los derechos reservados.