alzheimer-mobile.jpg
Neurología Mentales

Conoce todo sobre

Alzheimer

Comparte

La enfermedad de Alzheimer, recibe su nombre del neurólogo y psiquiatra alemán Aloysius Alzheimer, quien identificó por primera vez los síntomas de la enfermedad.
El Alzheimer es una enfermedad degenerativa, progresiva, incurable y terminal del cerebro. Inicialmente, afecta las áreas que controlan el pensamiento, la memoria y el lenguaje, y en sus etapas más avanzadas puede llegar a interferir con el movimiento. Es la forma más común de demencia en adultos mayores, en la cual se llega a la pérdida de las funciones superiores del cerebro y finalmente a la muerte.

Causas y tratamiento

Causas

Aún no han sido identificadas plenamente las causas de la enfermedad de Alzheimer, esta es resultado de factores genéticos, ambientales y relacionados con el estilo de vida. Existen varias teorías que apuntan a anomalías de las proteínas y neurotransmisores del cerebro, pero ninguna ha sido plenamente confirmada.
El principal factor de riesgo para Alzheimer es la edad. La enfermedad suele comenzar hacia los 60 años y el riesgo de padecerla se duplica cada 5 años a medida que la persona envejece, se presenta atrofia de ciertas partes del cerebro y una mayor producción de radicales libres.


Ver menos
Ver más

¿Qué pasa en el cerebro?

Los cambios que produce la enfermedad de Alzheimer en el funcionamiento del cerebro, generan una serie de signos que se van agravando en la medida que avanza la enfermedad. Entre otros, los síntomas de EA incluyen:

  • Pérdida de memoria persistente y progresiva.
  • Desorientación y dificultad para ubicarse en el espacio.
  • Dificultades para la expresión escrita y oral.
  • Dificultad para concentrarse y razonar.
  • Dificultad para establecer rutinas, hacer juicios y tomar decisiones incluso en las actividades cotidianas.
  • Cambios emocionales como depresión, ansiedad, aislamiento social, irritabilidad y falta de confianza.
  • Cambios en los hábitos de sueño.


Ver menos
Ver más

Tratamiento

No existe en la actualidad ningún tratamiento que pudiera prevenir o detener la enfermedad de Alzheimer; las diferentes estrategias farmacológicas y de soporte buscan aliviar y retrasar los síntomas de deterioro.
En la actualidad, se cuenta con dos tipos de medicamentos que se han utilizado para el tratamiento de demencias vasculares y que han mostrado tener grandes beneficios para la cognición, el funcionamiento global y el desempeño de personas con Alzheimer:

  • Anticolinesterasas (Donepezil, Rivastigmina y Galantamina): actúan inhibiendo la producción de colinesterasa, una enzima que destruye la acetilcolina y, en consecuencia, mejora la capacidad para concentrarse.
  • Antagonistas de receptores NMDA: la Memantina, primer medicamento de esta clase, ayuda al paciente para que pueda pensar más claramente y realizar las actividades diarias más fácilmente.
  • Tratamiento combinado: Se ha utilizado también la terapia combinada, sin embargo, los últimos estudios sugieren valorar el perfil de eventos adversos en monoterapia y en terapia combinada. En relación a este punto se ha reportado que la Memantina tiene un mejor perfil de eventos adversos.

Además de estas medidas farmacológicas, son necesarias medidas de soporte como:

  • Un entorno adecuado, en el que se aseguren desplazamientos fáciles y seguros.
  • Ejercicio regular: en la persona con Alzheimer son muy recomendables aparatos de ejercicio estático como bicicletas y caminadoras.
  • Ayudas en nutrición: como el paciente olvida o pierde el interés por alimentarse, siempre que se pueda es recomendable ofrecerle suplementos nutricionales y líquidos abundantes.


Ver menos
Ver más

¿Cómo prevenir el alzheimer?

Actualmente, no se conoce una manera de prevenir efectivamente la enfermedad de Alzheimer. Se considera útil el control de algunos factores de riesgo como las enfermedades cardiovasculares y la diabetes, lo mismo que evitar el contacto con algunos metales que están asociados a la aparición de la enfermedad, como el aluminio.
Además de lo anterior, se ha descubierto que la enfermedad tarda más en manifestarse o no se manifiesta en personas que mantienen su mente activa; por eso el estudio, la lectura, la interacción social y aficiones como el ajedrez y los crucigramas son ejercicios apropiados para evitar el deterioro neurológico.

Se recomienda visitar al médico.


Ver menos
Ver más

Bibliografía

1. Instituto nacional sobre el envejecimiento. La enfermedad de Alzheimer. Publicación NIH No. 08-6423S. Agosto de 2010.
2. Demencia tipo Alzheimer. En: American Psychiatric Association. Manual diagnóstico y estadístico de los trastornos mentales DSM-IV. Masson S.A., Barcelona (España). 1995. p. 145-50.
3. Alzheimer’s Association. Información básica sobre la enfermedad de Alzheimer. Metlife Foundation. 2010.
4. Farlow MR. Use of Antidementia Agents in Vascular Dementia: Beyond Alzheimer Disease Mayo Clin Proc. 2006; 81 (10): 1350-8.



Ver menos
Ver más
Recomiendanos
Al día en salud no sugiere diagnósticos o tratamientos médicos.
© 2022 al día en salud. Todos los derechos reservados.